Estás en: Transformación Digital, TICs, IA & SOFTWARE




Se enviará la contraseña a tu correo electrónico.

Esta nueva política interna busca flexibilizar el trabajo de más de 160 mil empleados de Microsoft en todo el mundo

La compañía tecnológica estadounidense Microsoft permitirá que sus empleados decidan si quieren hacer home office de forma permanente, así lo notificó la corporación en un post de su blog oficial, para implementar el trabajo a distancia más allá de las condiciones especiales por la crisis sanitaria ante la pandemia por COVID-19.

Actualmente la mayoría de los empleados cumplen con el período de cuarentena y realizan trabajo desde sus casas, sin embargo, parece que esta situación tiende a extenderse y la compañía no espera reabrir sus oficinas hasta enero de 2021.

Para la directora de recursos humanos de Microsoft, Kathleen Hogan, se plantean nuevas formas de trabajo. “La pandemia ha levantado preguntas sobre lo que nuestros empleados pueden esperar a futuro, así que esta semana proporcionamos una guía para ellos sobre nuestra postura respecto a la flexibilidad laboral”.

“Más adelante, es nuestra meta ofrecer toda la flexibilidad posible para apoyar estilos de trabajo individuales, mientras balanceamos las necesidades empresariales y nos aseguramos de vivir de acuerdo con nuestra cultura”.

Detalles de la guía de Microsoft

Quienes soliciten el trabajo permanente de forma remota dejarán de contar con oficinas en las instalaciones de la empresa, pero podrán acudir cuando así lo requieran y emplear espacios compartidos, incluso la compañía cubrirá gastos para las oficinas desde sus casas.

Los empleados necesitarán la aprobación previa de los gerentes de cada área, pero pueden pasar menos del 50% de la semana fuera de los espacios laborales sin autorización.  

En cuanto a su ubicación geográfica, manifestaron que existe la posibilidad de que los trabajadores se puedan mudar dentro de Estados Unidos o al extranjero, sin que la empresa cubra gastos relacionados a mudanzas. Los cambios podrían estar sujetos a recortes salariales debido al lugar donde se establezcan. 

En cuanto a las horas de trabajo expresaron que “la flexibilidad laboral es ahora considerada un estándar para la mayoría de los puestos de trabajo. Mientras que el medio tiempo continúa siendo un tema sometido a la aprobación de los gerentes, nuestra guía pretende facilitar y abrir la conversación entre gerentes y empleados sobre dichas consideraciones”.

 “De forma similar, la guía está ahí para que gerentes y sus empleados discutan consideraciones como los requerimientos de cada puesto, impuestos, salario, gastos, etcétera”.

Finalmente, argumentaron que algunos empleados no podrán ser elegibles para acuerdos de trabajo remoto debido a sus ocupaciones, como en los centros de datos, en los laboratorios de hardware o aquellos que entrenen a otros empleados.