Se enviará la contraseña a tu correo electrónico.

Amazon ha anunciado un nuevo sistema de pago para tiendas del mundo real que utiliza un simple movimiento de la mano

Su nuevo escáner Amazon One registra una imagen de la palma de la mano del usuario, lo que le permite pagar colocando la mano en el aire durante aproximadamente un segundo.

El producto se probará en dos de las tiendas físicas de Amazon en Seattle, Estados Unidos.

Pero la compañía dijo que está "en discusiones activas con varios clientes potenciales" sobre su implementación en otras tiendas en el futuro.

"En la mayoría de los entornos minoristas, Amazon One podría convertirse en una opción alternativa de pago o tarjeta de fidelización con un dispositivo en el mostrador de pago junto a un sistema de punto de venta tradicional", declaró la compañía en un comunicado de prensa.

Amazon también dijo que el sistema podría usarse para "ingresar a un lugar como un estadio" o escanearte al trabajo en lugar de usar una tarjeta de identificación.

"Creemos que Amazon One tiene una amplia aplicabilidad más allá de nuestras tiendas minoristas", agrega la nota.

"En comparación con otras formas de identificadores, como los dispositivos físicos, esta forma de autenticación biométrica se basa en características físicas que permanecen constantes durante toda la vida y son más difíciles de falsificar, cambiar o robar"

La firma ha detenido el uso policial de su software de reconocimiento facial Recognition después de que defensores de los derechos civiles expresaron su preocupación por un posible sesgo racial.

Amazon considera que otras razones para la elección incluyen el "gesto intencional" de sostener una palma sobre un sensor, y la naturaleza sin contacto, "que creemos que los clientes apreciarán, especialmente en los tiempos actuales".

Disrupción en mecanismos de pago

No se requiere una cuenta de Amazon. Para registrarse, un cliente puede simplemente insertar su tarjeta bancaria y seguir las instrucciones en pantalla para vincular su impresión de la palma de la mano a esa opción de pago, dijo Amazon.

"Amazon continúa llenando el mercado con tecnologías distópicas e invasivas que resuelven problemas inexistentes", afirmó su directora Silkie Carlo.

Los primeros usuarios solo pueden probar la primera versión de la tecnología en dos tiendas de Amazon Go: el experimento de la compañía con un supermercado del mundo real que no tiene cajas , sino que rastrea al comprador y lo que recoge.

La empresa promete que la impresión no se almacena en el sitio, sino que se cifra y se mantiene de forma segura en la nube. Los clientes también pueden eliminar sus datos a través del sitio web, agregó.